Mejores inmobiliarias en Peñagrande (Barrio del Pilar)

15 Nov

mejores inmobiliarias en Peñagrande, comparativa e inmobiliarias sin comisión

 

Si estás pensando en vender tu casa en Madrid no habrá mejor momento que éste. Aquí te dejamos algunas de las claves para escoger una buena inmobiliaria de Peñagrande. Una zona ubicada dentro del Barrio del Pilar, que a su vez se encuentra en el distrito de Fuencarral El Pardo. Peñagrande y el Barrio del Pilar están entre los núcleos urbanos más poblados de Europa, con casi 52.400 habitantes, es decir, 235 personas por hectárea. Según Idealista, el precio de venta por m2 en esta zona de Madrid es de unos 2.550€. Dado nuestro conocimiento del barrio hemos querido elaborar un listado con las mejores inmobiliarias de Peñagrande (Barrio del Pilar).

Nuestra inmobiliaria, Templo Consultingnació en plena crisis del mercado inmobiliario, allá por 2013. Desde entonces nos hemos dedicado a diversas gestiones relacionadas con el sector como asesoramiento financiero a compradores, trámites de plusvalía municipal, adjudicación de herencias, artículo 28, etc.

Puedes contactar con nosotros sin compromiso:

Al hacer clic en "Enviar" aceptas las condiciones de nuestra Política de Protección de Datos.

Además de la compraventa de viviendas en Madrid capital y alrededores. Nuestra oficina está ubicada enfrente del Centro Comercial La Vaguada, en la calle Santiago de Compostela, 64. Por eso conocemos bien la zona y queremos ofrecer un listado con las mejores inmobiliarias del barrio de Peñagrande: 

Mejores Inmobiliarias en Peñagrande

  • 31 Real Servicios Inmobiliarios
    Puntuación: 5 (27 reseñas en Google).
    Dirección:  Calle la Hiruela, 5, local 5, 28035 Madrid
    Teléfono:  910 52 34 97
    Tiene la mayor puntuación de Google, aunque sólo cuenta con 27 reseñas.

  • Inmobiliaria Red Piso Herrera Oria Lacoma
    Puntuación: 4,3 (27 reseñas)
    Dirección: Av del Cardenal Herrera Oria, 241, 28035 Madrid
    Teléfono: 911 25 20 14
    A pesar de tener las mismas reseñas que la anterior su puntuación es más baja.

  • Tecnocasa Isla de Arosa
    Puntuación: 3,8 (28 reseñas).
    Dirección: Calle de Fermín Caballero, 76, Local C, 28034 Madrid
    Teléfono: 917 30 22 30
    Tiene una reseña más que las anteriores, pero su puntuación es peor.

 

  • Estudio Home Madrid
    Puntuación: 3,4 (19 reseñas).
    Dirección: Calle Isla de Travira, 18, 28035 Madrid
    Teléfono: 917 38 71 00
    Tiene menos de 20 reseñas, y sin embargo su puntuación es de casi 3,5 puntos.
Después de analizar todas las inmobiliarias de Peñagrande, llegamos a la conclusión de que cualquiera de estas agencias podría mejorar considerablemente su número de reseñas en Google. Nosotros nos hemos transformado en una agencia proptech porque analizando la evolución del mercado inmobiliario, la transformación tecnológica era una tarea pendiente en el sector. Por eso te recomendamos confiar en auténticos profesionales.
En Templo Consulting tendrás la certeza de contar con agentes especializados en este barrio. Uno de los más poblados de Europa. Además quizá pueda interesarte también nuestro listado de las mejores inmobiliarias del barrio del Pilar. 

¿Quieres vender tu piso en Madrid? Cuenta con nosotros. No te arrepentirás. Déjanos tu teléfono y te contamos los detalles.

Al hacer clic en "Enviar" aceptas las condiciones de nuestra Política de Protección de Datos.

Además de hablar de las Inmobiliarias de Peñagrande, te ofrecemos más información sobre el barrio de Madrid.

Un poco de historia sobre el Barrio

La primera referencia que se ha encontrado de Peñagrande es en 1801, cuando una parte de la herencia del marqués de Selva Real se subasta públicamente, entre las constaban “las cinco fanegas de la Huerta de la Peña grande”.

En 1913 el Estado subastará las propiedades de César Cuadrado, ubicadas cerca del Arroyo de Peña Grande, al no contar con descendencia. La colonia de Peñagrande comenzó a desarrollarse con la expansión de la ciudad de Madrid durante los años 50. El terreno ubicado a un kilómetro del ‘Asilo de La Paloma o Dehesa de la Villa’ y entre las tapias de El Pardo, comenzó su crecimiento con la construcción de la carretera hasta el Asilo de La Paloma. Será en 1915 cuando se añadirá Peñagrande a la ‘Colonia El Porvenir-Fuente la mina’.

En 1923 todos los vecinos de la ‘Asociación Fomento de Peñagrande’ aportarán 3 céntimos cada uno para ampliar el tranvía, abastecimiento de aguas, la construcción de un cuartel de la Guardia Civil, etc. Al año siguiente se construyó la primera iglesia-escuela, gracias a la donación de la marquesa de Villamagna y a la cesión de 30.000 pies de terreno por parte de Joaquín Lorenzo. Emplazada en la calle Islas de Saipán, aún hoy en día pueden apreciarse detalles de su construcción originaria.

Hasta 1932 no llegó el tranvía hasta Peñagrande. Aunque ya en 1928, los vecinos aportaron 200.000 pesetas para conseguir la extensión de la línea hasta la zona. Fueron los propios residentes quienes se encargaron de convertir los antiguos caminos en calles, al margen del Ayuntamiento.

Tras la Guerra Civil se instalaron varios centros cívicos (una maternidad; el antiguo colegio ‘Nuestra Señora de la Almudena’, actual Isaac Newton).
En 1951, después de unirse a la capital, había unos 3.000 habitantes empadronados, entre Peñagrande, Valdeconejos y El Porvenir. Especificamos lo del empadronamiento debido a que había mucho chabolismo en la zona, aunque muy disperso, por lo que no se puede contabilizar cuál era la cifra real de población en aquel momento.

La promoción de viviendas de la empresa de Margarita González Lacoma y Pilar Cudos Velasco fue clave para el desarrollo urbanístico de Peñagrande.

En los años 70 la densidad de población en peñagrande aún era muy baja, respecto a otros barrios de la capital, e incluso de la zona. Justo en ese periodo se le asignó el nombre de Avenida Cardenal Herrera Oria a la arteria principal, antes conocida como ‘Carretera de la Playa’.

A finales de los 70 el barrio de Peñagrande sufrirá un ‘boom inmobiliario’, debido a la especulación de varias empresas que se hacen con el 64% del terreno. Además utilizaban la fórmula de volúmenes a cuenta, que perjudicaba a los vecinos y afectó a más de 200 viviendas, de las cuáles casi un 40% eran de alquiler. En 1982 hubo que realojar a muchas de estas familias en unas urbanizaciones nuevas construidas en el barrio.

El desarrollo del barrio del Pilar y la construcción de la Vaguada también supuso un aumento de población en Peñagrande. Entonces fue cuando se edificaron las primeras torres de diez pisos en la actual zona de Avenida de la Ilustración. Lo que provocó la creación de nuevas líneas de autobús y la ampliación de las ya existentes (49, 64, 42, 127…).

En 1999 se abrieron las nuevas estaciones de metro de Peñagrande y Avenida de la Ilustración (ambas de la línea 7), y la construcción de la M-40 en el tramo del monte de El Pardo fueron elementos definitivos para terminar de conectar el barrio de Peñagrande con el resto de la metrópoli.

Durante los años 80-90 uno de los mayores poblados chabolistas de Europa estaba ubicado en Peñagrande. Más de 150 familias llegaron a vivir en la zona y los trapicheos de drogas, los altercados, los tiroteos y las redadas policiales era algo habitual. En aquel periodo, todo el extrarradio de Madrid estaba repleto de poblados. Tras un incendio que hubo en 1994 en esta zona se destruyeron gran parte de estas infraviviendas, por lo que el Ayuntamiento comenzó el derribo de las restantes y realojó a los pobladores en viviendas de protección oficial.

El barrio de Peñagrande es uno de los ocho que conforman el distrito de Fuencarral-El Pardo, que actualmente cuenta con 250.891 habitantes.

Actualmente Peñagrande tiene 45.054 habitantes empadronados, que se dividen a ambos lados de la Avenida Cardenal Herrera Oria. Aunque a primera vista pueda parecer una zona muy residencial, hay bastantes servicios municipales e infraestructuras deportivas abiertas al público:

Hay dos centros de salud y un centro de especialidades (dependiente del Hospital Universitario La Paz), además de distintas clínicas privadas (Ginecología, odontología, estética, fisioterapia, etc.), ubicadas principalmente en los dos pequeños centro comerciales (C.c. Puerta de Hierro y C.c Peña II).

Organismos Públicos

Encontramos la Audiencia Provincial Sección 2ª de lo Penal (C/ Santiago de Compostela, 96), el SEPE y la Oficina de Prestaciones Municipal (C/ Camino de Ganapanes, 33 posterior), la Oficina de Seguridad Social (C/ Isla de Arosa, 20B), la nueva sede de la Comisaría de Policía Nacional (C/ Mirador de la Reina, 4) y el Punto Limpio Fijo del Distrito Fuencarral-El Pardo (C/ Isla de Arosa con Av. Cardenal Herrera Oria).

Oferta educativa

Se puede escoger entre más de seis escuelas infantiles, dos colegios públicos, cinco privados, un instituto, dos escuelas de hostelería y un Centro de Educación Especial. Asimismo, el Colegio Oficial de Farmacéuticos tiene su sede en Peñagrande (C/ Islas Cies, 1).


En la calle Ramón Gómez de la Serna está la Parroquia de San Víctor, y una de las urbanizaciones más antiguas de Peñagrande la antigua ‘Colonia El Pino’, actualmente conocida como ‘Colonia de la Telefónica’, que ocupa toda la manzana; incluyendo entre sus muros uno de los dos pequeños Centro Comerciales del barrio (Peña II).

En este Centro Comercial hay una autoescuela, un gimnasio, una academia, una farmacia y tres bares-restaurantes, entre otros pequeños negocios. Está un poco escondido, y si no conoces su existencia, difícilmente lo encontrarías por casualidad. En cambio, el C.c. Puerta de Hierro (C/ Leopoldo Alas Clarín), es bastante más accesible.

Hay un supermercado, una tienda de productos Gourmet, una pastelería, una frutería, una pollería, una pescadería, una zapatería, una papelería, un herbolario, una peluquería, un tintorería y una tienda de arreglos de ropa. Además en los alrededores hay tres restaurantes, un estanco, una farmacia, un veterinario y un Bankia. Podemos encontrar un kiosko de prensa y un poco más abajo, en otra zona comercial complementaria hay otra farmacia, un centro de estética, una academia y una pastelería ‘Cala Millor’.

Respecto a instalaciones deportivas está muy bien avituallado. Disponen de tres campos de fútbol: el del Club de Fútbol Fuentelarreina, el del Club de Fútbol Ramón Gómez de la Serna y el del Club Unión Adarve.

Hay pistas de baloncesto y un anillo verde ciclista en el Parque Gabriela Mistral; y una pista de Volley Playa en el Parque Emilio Domínguez (C/ Ramón Gómez de la Serna). Además está el Campo de la Federación Nacional de Golf, que evidentemente tiene su propio club.

Existen distintas zonas verdes repartidas por todo el barrio (Parque de Peñagrande, Parque Fuentelarreina, Parque Nuevo Mundo, etc). Y cuenta con las instalaciones de dos polideportivos: el Centro Deportivo Municipal La Masó (enlazar con el texto de Mirasierra) y el Go Fit (enlazar con el texto del Barrio del Pilar); más una instalación deportiva municipal básica (C/ La Cabrera, 33), que cuenta con un campo de fútbol 11, dos pistas de fútbol sala, dos mesas de ping-pong y un minipitch, espacio en el que se pueden practicar varios deportes infantiles.

Oferta cultural escasa

Sólo hay un centro Cultural, el Rafael de León (C/ Isla de Ons, 14), cuyas instalaciones son bastante reducidas: un salón de actos y ocho aulas. También podemos encontrar clases de pintura, de yoga, pilates o de teatro en la ‘Asociación Cultural Lápices’ (C/ Cadalso de los Vidrios).

Eso sí, una de las entidades más veteranas es la ‘Asociación Lakoma’. Entidad sin ánimo de lucro que se dedica a ofrecer recursos (formación, alojamiento, rehabilitación de adicciones, etc.) a personas en riesgo de exclusión social. Lleva trabajando en el barrio desde los años 70 y ha conseguido la integración de muchos colectivos vulnerables (ex-reclusos, minorías étnicas, indigentes, drogadictos, etc.)

Al ser un barrio extenso y con singularidades, los vecinos están organizados por zonas en tres asociaciones: la ‘Asociación de Vecinos Barrio de Peñagrande’, la ‘Asociación vecinal Islas de Peñagrande’ y la ‘Asociación de Vecinos Ramón Gómez de la Serna’.

Los mayores tienen a su disposición cuatro residencias de ancianos, y dos centros de día (uno de ellos integrado en una de las residencias).

También hay dos estaciones de servicio, una de Repsol (Av. Cardenal Herrera Oria) y una de Cepsa (Glorieta de Mariano Salvador Maella s/n). Ésta última ofrece servicio 24 horas.

Existe una variada oferta gastronómica en Peñagrande

Comenzando por las placitas de Avenida de la Ilustración, donde se oculta La Ponde (C/ Isla de Ons), un restaurante con comida tradicional española y portuguesa; cruzando Herrera Oria encontremos, en un lugar recóndito también, pero con un excelente patio interior, El Viejo Almacén de Buenos Aires (C/ Cadalso de los Vidrios), un restaurante de típica comida argentina.

A lo largo de toda la Avenida de Herrera Oria hay varias tabernas y bares en los que se puede tomar una caña o disfrutar de una buena ración. Otra curiosidad culinaria es las tres tabernas ‘Los Granainos’ están en Peñagrande (una en Leopoldo Alas Clarín, una en el metro de Lacoma y otra en Herrera Oria).

Para terminar, hablaremos de los transportes y la comunicación.

En vehículo privado se puede circular perfectamente, aunque no en todo Peñagrande se encuentra fácilmente aparcamiento. Por ejemplo, en la zona de las placitas de Avenida de la Ilustración o por las calles que entretejen la zona de Lacoma, suele ser bastante complicado porque no hay parquímetros. En cambio, por el C. c. Puerta de Hierro, casi siempre hay espacio libre.

Hay muchísimas líneas de autobús (133, 132, 83, 42, 64, 49, 67, 126, 128, 82…) y tres paradas de metro, todas de la línea 7 (Peñagrande, Av. de la Ilustración y Lacoma).

Galería de imágenes de Peñagrande

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

TE ASESORAMOS SIN COMPROMISO:

Al hacer clic en "Enviar" aceptas las condiciones de nuestra Política de Protección de Datos.

Síguenos

RECIBE NUESTROS ARTÍCULOS EN TU EMAIL

Login

Register

Comparar listas