El coworking: convertir un local en un entorno cooperativo

23 Ago

 

Título artículo coworking

Quizás nos suene esa palabra. La podemos haber oído en las noticias o en internet. “Coworking” es un término que se refiere a la agrupación de varios freelance o trabajadores autónomos con el fin de alquilar unas oficinas en las que puedan trabajar en conjunto o por separado. Un entorno de coworking es aquél en el que se comparten los recursos de la oficina como si fuera una empresa única, pero en el que los trabajadores actúan de manera autónoma.

Los autónomos que trabajan en oficinas de coworking suelen ser personas que no necesitan más que una buena conexión a internet, teléfono y un portátil. Normalmente son profesionales dedicados al diseño gráfico, programación, periodistas, etcétera. La gran diferencia con respecto a las oficinas compartidas clásicas es la figura de un mediador. Se trata de una persona que se dedica a tiempo completo a que exista un buen clima de confianza en el que todos puedan trabajar tranquilos y se conozcan unos a otros.

Ventajas y desventajas del coworking

Ventajas

  • Flexibilidad de horarios y uso. No tendrás más horarios que el que te propongas tú, a diferencia de las oficinas cooperativas.
  • Lugar tranquilo para ti. Tendrás un entorno propio en el que sentirte como un oficinista más.
  • Nuevas relaciones. Podrás entablar amistad con personas del mismo sector.
  • Conciliación entre trabajo y vida diaria. Podrás trabajar de manera más eficiente, ahorrando tiempo para ti y tus seres queridos.

Desventajas

  • Entorno compartido. Si te gusta trabajar solo y el lugar no esta insonorizado, no querrás trabajar ahí.
  • Sin secretos. Al igual que en una oficina tradicional, muchos serán los que puedan estar pendientes de lo que haces.
  • Compórtarte ante los compañeros. Probablemente tengas que comportarte en la oficina para no molestar a los demás freelance.

Convertir un local en un entorno coworking

Oficina preparada para coworking

Y es que con la subida del precio del alquiler, muchos emprendedores ya se han decantado por abrir centros de trabajo compartido por todo el país. Para convertir tu local en un espacio de coworking, deberás hacer lo siguiente:

  1. Crea comunidades de freelance. Entabla relación con una cantidad considerable de trabajadores por cuenta propia que estén dispuestos a trabajar en un espacio compartido en el futuro.
  2. Piensa en cuantos puestos de trabajo quieres hacer. Estudia las principales profesiones de la zona y haz cálculos para conseguir crear muchos puestos de trabajo, pero no tantos como para que la gente se sienta incómoda.
  3. Piensa en los atractivos del local. Un buen entorno de coworking debe tener zonas en las que descansar y hacer reuniones informales. Añade valor al lugar con zonas especiales que hagan de tu entorno un lugar único.
  4. Compra los muebles, contacta con operadores y convierte el espacio en una oficina.
  5. Haz los trámites legales. Dependiendo de las funciones del lugar, del tipo de trabajo que des y de la comunidad autónoma en la que te encuentres, deberás entregar distintos tipos de documentación. Del mismo modo, no olvides tener un fondo de reserva para imprevistos.

En Templo Consulting conocemos las ultimas tendencias del mundo inmobiliario. Lee más sobre ellas en nuestro blog y no te pierdas tampoco nuestra oferta de locales en venta y alquiler.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Templo Consulting

Login

Register

Comparar listas